¿Sabías que la hidratación siempre es importante para los niños y que existen muchas formas de hacerlo?, pero ¿qué pasa si a tus hijos no les gusta el agua?

Algunas de las quejas principales son:
• No sabe bien
• No es divertida
• No quita la sed

Existen muchas ideas geniales para llevar el agua a nuestros pequeños. A continuación, te mencionamos algunas de las opciones más divertidas y fáciles para que tus hijos no dejen de mantenerse hidratados.

Recuerda que puedes darle a beber a tu hijo un vaso de agua antes de tomar una bebida diferente.

Bebederos escolares

Rotoplas desarrolló una línea de bebederos escolares para brindarles a los niños un estilo de vida más saludable y seguro. Sus bebederos cuentan con los diversos beneficios entre ellos:

  • Tienen la capacidad de dar a beber a 6 personas al mismo tiempo por lo que los niños se sienten más cómodos y motivados a tomar agua.
  • Son de fácil acceso
  • Mejorar el rendimiento escolar
  • Prueba de calidad
  • Fácil instalación
  • Servicio Técnico y mantenimiento contínuo
  • Disminuyen el impacto al medio ambiente ya que se evita el uso de botellas convencionales. Lo ideal es que en la escuela de los peques se cuenten con diversos bebederos para que se sientan cómodos y con la libertad de tomar agua purificada en todo momento.

Hacerlo divertido

La mayoría de los niños prefieren el agua fría que el agua a temperatura ambiente. Puedes colocar en bandejas de cubitos de hielo arándanos, frambuesas, uvas cortadas, cubos de melón, trozos de piña, etc.
Llénalos con agua, congélalos y ¡Listo!. Una vez que obtengas los cubos de hielo agrégalos a un vaso con agua, el resultado será súper divertido. ¡Los niños los amarán!

Limita las opciones

¿Cómo lo puedo hacer? Alternando agua y un jugo durante todo el día. De esta manera los niños no podrán tomar la siguiente bebida hasta que el vaso esté vacío. Podría convertirse en un juego de quien puede terminar su agua más rápido.

agua-niño
Niños hidratados.

No debe de ser un vaso grande, sino de 4 a 6 onzas está bien. Así tendrá un poco de control y sentirá que está a cargo porque él decide cuándo beber.

¿Cuál es tu mejor tip para que tu peque disfrute del agua natural? ¡Cuéntanos!

Foto: Cortesía