Loading
Boston-terrier

Mi perro hace pipí por toda la casa ¡ayuda!

Bajo esa premisa hice mis búsquedas en internet cuando mi cachorro Boston Terrier llegó a casa. Al principio era tanta nuestra emoción de tener a este cachorrillo de color negro y blanco con cara chata que el que hiciera sus necesidades por toda la casa era una gracia. Hasta que el olor y los niños jugando en los mismos sitios nos indicaron que era mejor enseñar al perro a orinar en un lugar específico en vez de estar limpiando por todas partes. ¡Te cuento como le hicimos para que lo practiques con tu cachorro!

  • Cuando el perrito acaba de llegar a una casa nueva es normal que esté desubicado y no sepa dónde dirigirse a hacer pipí, siendo lo más fácil ir dejándolo donde camina. Cuando esto suceda, pon un papel periódico en el lugar que hizo y ya que esté empapado lleva ese papel al área destinada por ustedes para que haga sus necesidades.
  • Limpia inmediatamente el área orinada con agua y jabón, evita los limpiadores con aromatizante y lejía porque el can tiene un gran olfato y podrá captar los aromas, es mejor lo simple.
  • Existen en el mercado sprays atrayentes para perros, que tienen un líquido similar al olor de la orina canina y que no molesta a los humanos, puedes mojar el periódico o área donde quieres que el perrito haga sus necesidades y casi como magia el animal se dirigirá a ese punto.
  • Si tienes un jardín aunque sea pequeño es la mejor opción para ello. Cada que tu cachorro se haga dentro de casa le dices enérgicamente “NO (su nombre), inmediatamente sácalo al jardín y dile por ejemplo “Pipí afuera”, que te escuche la orden y verás que con las repeticiones aprenderá rápidamente.
  • No grites, no golpees, no regañes con coraje. Si bien puede desesperarnos el encontrar “regalitos apestosos” por toda la casa, lo mejor es tener paciencia. Imagina que el cachorro es como un niño al que le estás quitando el pañal, el también necesita aprender pero no a base de maltrato.

 

Perry, mi cachorro llegó a casa el día que cumplió 4 meses, y la enseñanza del “pipí afuera” nos tomó ocho semanas. Si tienes un nuevo perrito, quizá pueda parecer mucho, pero de verdad que funciona, nosotros ya no padecemos de accidentes dentro de casa y que en consecuencia tengamos que regañarlo y se sienta agredido por su familia humana.

Fue así como nuestro Boston Terrier, aprendió tras varias semanas a prueba y error, porque aunque no hablamos idioma perruno estos pequeños son muy inteligentes y aprenden rápido. Cuando le repetimos una orden constantemente, así que no decaigas en el empeño y junto a tu familia continúa trabajando con tu perrito quien pronto aprenderá y te sorprenderá con sus acciones.

¿Cuál crees que sea la mejor técnica para adiestrar a un perro a hacer sus necesidades fuera?

Foto Via

Post escrito por Any Fuchok y publicado originalmente en Disney Babble Latinoamérica.

¡Sí­guenos en Facebook! Da click aquí Mamá de Alta Demanda.

 

Deja una respuesta